1. Tratamiento ambulatorio

El tratamiento de eliminación de várices gruesas con láser endovenoso  o endolaser no requiere ingreso hospitalario. Se realiza de forma ambulatoria y, una vez, finalizado el tratamiento, el paciente puede retomar su actividad habitual.

2. Anestesia local

El endolaser se realiza bajo anestesia local. El paciente permanece despierto durante todo el procedimiento y, al finalizar la sesión, podrá caminar con total normalidad.

3. Tratamiento confortable

La energía del láser para realizar el tratamiento de láser endovenoso, es absorbido por las paredes venosas dilatadas con un alto nivel de eficacia, por lo que se reducen al máximo las probabilidades de inflamación y hematomas y el tratamiento es mucho más confortable para el paciente.

4. Láser específico

El target o diana del endolaser es el agua contenida en el colágeno de la pared venosa. Esta especificidad del láser permite que la energía actúe sólo en las paredes venosas a tratar, sin afectar a los tejidos circundantes y aportando mayor seguridad.

5. Alta precisión

El endolaser dispone de un sistema de pull-back o recogida automatizada de la fibra óptica que proporciona un control total en la distribución y vehiculización de la energía. Además, todo el procedimiento está guiado por ecografía Doppler color.

6. Recuperación inmediata

Tras el tratamiento, que puede tener alrededor de 1 hora de duración, el paciente puede incorporarse inmediatamente a su vida normal y puede regresar a su domicilio por su propio pie. Las únicas indicaciones post-tratamiento consisten en:

  • Caminar durante 30 minutos inmediatamente después de la sesión, para reactivar de forma natural la circulación
  • Caminar dos tramos diarios de 30 minutos, durante los 5 días posteriores al tratamiento
  • Usar medias de compresión durante 1 semana

7. Resultados en una semana

Los resultados funcionales y estéticos se obtienen en 7 días.

Gracias a la precisión y especificidad del láser endovenoso se reducen los hematomas y la inflamación. Además, este tratamiento no produce cicatrices.

8. Tratamiento compatible con otras técnicas de eliminación de varices

El endolaser es compatible con el tratamiento de varices reticulares o telangiectasias, es decir, varices estéticas no graves.

Fuente: www.iml.es